Un sacaleches barato y los problemas de retención de leche

Ayer en las clases de preparación al parto terminamos ya el bloque de lactancia. Es un tema que da para mucho, así que mejor iré poco a poco repasando apuntes y asimilando el tema, jeje.

Una de las cosas que nos explicaron fueron los problemas relacionados con la retención de leche. En esos casos es recomendable extraer toda la leche para empezar a curarlos.

El nº1 sacando leche es, y siempre será el bebé. Va a conseguir sacar más leche y de forma más eficiente que nadie. El problema es que cuando hay retención es posible que rechace el pecho (que se pone duro y muy grande) o que no sea capaz de eliminar el atasco completo si hay demasiada leche. Así pues, en esos casos había que recurrir a sacarla de otros modos.

Nos contaba que había mujeres que eran capaces de sacarse a mano la leche. Las que eran de pueblo y habían ordeñado cabras alguna vez siempre estaban en este grupo. Pero claro, con las que somos más urbanitas, eso nos queda lejos. Como yo no tengo pueblo ni cabra y no me veo especialmente habilidosa para estos menesteres, en caso de que esos problemas se producieran necesitaría un sacaleches.

Nos contó la escena típica de la retención: te levantas a las 4 de la mañana, dolorida, con las tetas enoooormes, ... y claro, necesitas parar eso cuanto antes. El bebé se asusta ante semejantes tetas enormes y las rechaza. Al final el papá acaba de madrugada buscando una farmacia de guardia para comprar el sacaleches. En la farmacia no tienen más que un par de modelos y son extremadamente caros, pero como hay que parar eso cuanto antes, al final acabas con un sacaleches que no te gusta y cuesta un pastón.

El tema de los sacaleches es un mundo aparte... hay bastantes modelos, unos manuales, otros eléctricos, dobles o simples, con diferentes tipos de succión, ... pero siempre un denominador común: son muy caros (los manuales, por muy cutres que sean, desde 35-40€, los eléctricos dobles pueden llegar a más de 200€). Nos contaba que hace años vendían uno de Nuk que era muy barato y bastante eficaz (por unos 9 euros), pero que lo sustituyeron por otros modelos más caros y no los habían vuelto a ver.

Claro, sin saber si esto de la retención te va a pasar o no, 9 euros te podías gastar para un "por si acaso", pero 40, 50, 100 euros ya no... Eso sólo lo gastas si sabes que lo vas a usar bastantes más veces.

En mi caso, ya os contaba que seguramente me iba a coger la baja de maternidad a media jornada, y que podía partir en trozos las horas que trabajaba, de modo que me alargaba la baja bastante más el tiempo que le iba a poder dar el pecho directamente. No somos de salir mucho, y menos aun tanto como para tener que dejar al peque con otros. Tampoco voy a tener que irme de viaje sin el peque y no veo que el sacaleches vaya a formar parte de mi día a día, por lo menos a corto-medio plazo.
Aun así, la escena del papá buscando un sacaleches a las 4 de la mañana la visualizo... y me imagino a mí desesperada en casa con las tetas enormes y doloridas, al papá desesperado peleando con un farmacéutico borde en la otra punta de la ciudad, al bebé llorando sin parar... y todo esto tan sólo unos días después de nacer el peque, cuando el caos se habrá apoderado de nuestra vida y estemos más irritables y nerviosos que nunca.

Así que mirando por Internet, he encontrado en Amazon un sacaleches barato, por 12 euros (y en algunos sitios incluso más barato aunque no me dan tanta confianza), que creo que puede ser al que se referían en las clases. Se ve muy sencillo y bastante más simple que el resto, pero capaz de resolver una retención o las necesidades de días puntuales que lo necesite. Y por ese precio... pues es uno de esos cacharros que me puedo comprar "por si acaso", y así ir tirando hasta saber si le doy uso y voy a necesitar un buen sacaleches o si con eso me voy apañando. Es este:


Y bueno, otro día sigo con las compras para cuando nazca el bebé, que yo que soy de comprar sólo lo mínimo indispensable y ya me estoy viendo con un montón de artilugios como este que al final los acabo comprando para un "por si acaso"...

Comentarios

  1. Yo tengo un manual y nunca lo pude hacer servir!
    En carrefour hay uno de la tigex 60€ y es eléctrico !

    ResponderEliminar
  2. Yo tengo un sacaleches de nuk y realmente me ha sido muy práctico durante el primer embarazo. Ahora estoy embarazada por segunda vez y lo tengo guardado porque creo que realmente puede ser muy práctico otra vez!
    Martina

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

¿Cuál es tu experiencia? ¡Deja tus comentarios!